“…Pero sería un error pensar que Palestinian Checkpoint rock es un enésimo documento sobre los desastres de un conflicto entre dos pueblos que nunca debería haber comenzado; aquí no se habla de la muerte, aunque está presente; no se habla de las bombas aunque hay pérdidas humanas; se habla del arte y, sobre todo, se canta ese arte…”

 

 

A priori sorprende la nacionalidad española de esta cinta humanista, musical y documental afincada en tierras palestinas, pero en realidad no lo hace tanto si sabemos que su responsable es el músico y productor musical Fermín Muguruza. De hecho, esta fue la primera incursión de Muguruza en el cine con una historia que encaja perfectamente en este Cruzando el puente porque nos invita, como ya lo hiciera Fatih Akin en la película homónima a cruzar el puente a Palestina de la mano de sus músicos callejeros. Javier Corcuera comparte autoría en este viaje a través de melodías, sensibilidades y luchas.
Aquí en Palestinian checkpoint rock no sólo descubrimos unos músicos y una ciudad sino una supervivencia diaria extrema ante los ataques violentos y destructivos que se convierten en rutinarios.
Decía Mikel Insausti a propósito de este documental que “es una metáfora ideal para demostrar que pueblo que canta no muere” y, sin duda, Muguruza consigue dar voz a un pueblo que lucha contra la extinción a base de resistencia, cultura y arte.

 

 

Los acordes y las voces refugiadas crean un himno de supervivencia que se hace más patente con los intertítulos que recuerdan los conflictos y las pérdidas de civiles que se están produciendo durante la filmación de la propia película. Pero sería un error pensar que Palestinian Checkpoint rock es un enésimo documento sobre los desastres de un conflicto entre dos pueblos que nunca debería haber comenzado; aquí no se habla de la muerte, aunque está presente; no se habla de las bombas aunque hay pérdidas humanas; se habla del arte y, sobre todo, se canta ese arte.

 

Se descubre nuevamente cruzando el puente, un sinfín de amantes de la música de uno y otro esilo. El poete Mahmoyd Darwish decía que Palestina no sólo eran gente que moría en las bombas, que Palestina tenía alma, música, sentimientos y este documental celebra lo contrario a la mayoría de las películas de estas latitudes: la vida.

Dejaros llevar por el rap de Safaa Arapiyat, por las emotivas proclamas de Shadi Al-Assi, el hip hop del grupo Dam o la interpretación final de Le trio Joubran. Y cuando los créditos están a punto de aparecer dejaros llevar por la sensibilidad del codirector Muguruza al compartir con sus amigos palestinos un emotivo estribillo que da nombre a esta cinta.

Pasen y vean!

Mira la pelicula completa aquí

Palestinian checkpoint rock (2009)

 

 

Texto: Jorge Fernández-Mayoralas

 

En este blog encontrarás:

– Relaciones entre cine y música.

– Nuevos creadores (entrevistas, reportajes…)

– Presentación de películas independientes.

Blog dirigido por www.cineysefeliz.es