Entre la melancolía y el arrojo. Entre la pasividad de los sueños que no llegan, la calma impaciente de la espera y las sensaciones encontradas que se pierden. Entre el hoy que no termina de ser mañana y el ayer que se olvida en el tiempo. Entre las miradas que se abrazan y los cuerpos que se alejan en la distancia de medio centímetro.

Entre los discos viejos que aún suenan a modernos y las novedas discográficas que parecen tener mucho polvo en sus portadas. Entre los cientos de proyectos que laten día a día en esta ciudad que nunca calla encuentro, por fin, un sonido que me haga dejar todo, ponerme los cascos, subir el volumen y querer escucharlo sin ninguna distracción de fondo.

Liderada por Carolina de Juan y bajo la acción musical de una banda que brilla por su solidez y armadura, Morgan realiza en “North” un Soul-pop con gran carisma y personalidad. Atendiendo a fuertes tonos rockeros de trazos sureños al mejor estilo “Tedeschi” y logrando así un sonido totalmente descarado de encendidas melodías. Un sonido deseoso de que lo cojas, lo sacudas, lo destripes y lo recojas luego en todos sus pedacitos para que reposen en la suavidad y el manto de la noche.

Morgan nace entre el frío de una escena local a la que le cuesta reciclarse y la agitación que provoca cualquier tipo de emancipación. Podemos encontrar un sonido similar en Anaut, tal vez (tal vez) en Aurora & The Betrayers, y por ahi me quedo… Fue allá por el año 2012 cuando a las composiciones de Nina se le sumo el arrojo y estructura de una banda que condensa estilo, madurez y frescura. Donde crudas guitarras y un juego rítmico que relega al virtuosismo por la fragilidad de la aspereza se mezclan junto a una voz suave que raspa y te empuja a la vez que te acaricia en un rango de dos notas. Que te eleva por el cielo mientras reposas, cálidamente, dentro de la perdición del averno.

Texto: Iván lionel

 

[bandcamp album=4249287289 bgcol=FFFFFF linkcol=4285BB size=grande3]